Saturday, August 09, 2008

El juego del teléfono roto y otras historias inverosímiles pero reales.

Biffy Clyro - As Dust Dances

¿Os ha ocurrido alguna vez algo que suena inverosímil, pero es simple y real como la vida misma? A mí sí, recientemente una chorrada así de gorda a acabado con 6 años de amistad y más con determinadas personas de mi vida. Y es estúpido correr a explicarles nada, porque ahora no quieren escuchar nada de mi persona.

Una persona hace un comentario a otra. Al cabo de dos semanas, la segunda persona habla con una tercera, omitiendo parte de la información o cambiándola por razones obvias, es decir, se te olvidan esos detalles (algo frecuente y normal); la tercera persona habla con la cuarta, que tiene bastante relación con la primera; se cabrea ante esa información errónea que recibe y deja de hablar al sujeto nº 1.

El sujeto nº 4 debería de haber sido más coherente, más maduro, más mil cosas; y haber hablado con el sujeto nº 1, ¿verdad...?

Pues no lo hizo. Y ahora, al cabo de un mes, yo, el sujeto nº 1, descubro la razón del enfado... pero ¿sabes? No tengo culpa de que la gente malinterprete conversaciones de pasado medio mes, y me considero alguien con quien se puede dialogar... algo que tú desde luego no eres, o eso me has demostrado tras semejante tontería.

Y a pesar de seguir sintiendo lo mismo por ti, cosa bastante increíble después de todo... bueno, de pronto siento un pequeño "crack" dentro de mí. Y, de pronto, me da igual todo lo que pueda pasar; odio a las personas que no tienen agallas para solucionar las cosas y dar la cara. Con lo que podríamos habernos reído de todo esto... y tú vas y actúas así.

Soy mayorcita para jugar a juegos de niñatos como el teléfono roto. Y todos me habéis demostrado que a vosotros todavía os va. Pasadlo bien jugando entonces.

PD: Si lee esto quien esté lanzando falsos rumores y encima diciendo que salen de mi boca (porque seguro que me lees, ya que serás una persona que realmente SÍ cotillea en la vida de los demás), por favor, vete a la mierda. Yo no tengo que tener envidia de algo que realmente me importa... ¿nada?
Gracias.

1 comment :

  1. Situación similar la mía.

    Sigue pululando por mi cabeza, pero sería un gravísimo error mantener a esa personita en mi imaginación.


    PD: viva la depresión postraumática. Y sí que me gustó la foto, oiga.

    Saludos desde un lugar muuuuuuuy oscuro.

    ReplyDelete

Thanks for reading my blog and for your lovely comments, I will comment you back as soon as I can!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...